DIARIO DE VIAJE A ITALIA DÍA VII: VERONA

11.5.17

'La aventura llega a su fin, recogemos nuestras cosas y nos despedimos de Mestre poniendo rumbo a  la romántica y mágica Verona antes de irnos al aeropuerto, y decir adiós a Italia.
Verona es pequeñita y preciosa, un entramado de estrechas y antiguas calles por las que paseamos hasta llegar a la famosa casa de Julieta. Nada más entrar nos recibe un precioso patio sobre el cual está ubicado el balcón al que se asomaba Julieta para ver a su amado Romeo. Todo allí parece estar impregnado de un aire melancólico y especial, miles de candados cuelgan de las rejas, las paredes están llenas de románticas escriutas y corazones..., todo gira en torno a la famosa pareja y a su bonita historia de amor. Aunque cabe decir que una vez sabes la historia real ése aura se rompe, el balcón fue contruído a imagen y semejanza del que relata el libro y la casa no es la casa real de Julieta, se cree que puede ser, pero nada lo confirma. Igualmente,  y pese al chasco inicial, nos dejamos llevar por la tontería y nosotros tampoco nos fuimos sin la foto de rigor con el busto de Julieta, ni sin colgar nuestro candado, dicen que allá donde fueres, haz lo que vieres, ¿no?, pues nosotros éso lo cumplimos siempre a rajatabla, jaja. 

Dejamos atrás el Arena, sus puestos de cuadros, sus calles empedradas y decimos adiós a Verona y también a nuestras vacaciones, es hora de volver a casa.'

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 


FIN

No hay comentarios :

Publicar un comentario